El técnico asturiano, Daniel Guindos,  se ha convertido según relata el ABC en una entrevista, en el seleccionador más joven del mundo tras debutar en el banquillo de la selección de Guinea Ecuatorial con tan solo 35 años de edad, consiguiendo un empate ante Togo en su primer encuentro (1-1) y asumiendo un reto deportivo muy complicado. De hecho, el combinado que dirige Guindos tan solo ha conseguido clasificarse en dos ediciones de la Copa Africana de Naciones (2012 y 2015), ambas gracias a ser uno de los países anfitriones del evento.

Por otro lado, tampoco ha logrado estar presente hasta el momento en ninguna Copa Mundial de la FIFA, añadiendo el inconveniente de que en África tan solo consiguen clasificarse cinco selecciones nacionales de un total de más de cincuenta países, por lo que estamos ante la región con el proceso más complicado de clasificación en todo el planeta. Sin embargo, los últimos resultados de Guinea Ecuatorial están generando ilusión tanto en el cuerpo técnico como en la plantilla de jugadores, ya que han conseguido mantenerse invictos durante los últimos siete partidos (con un balance de cinco empates y dos victorias).

El objetivo principal: superar el cuarto puesto obtenido en el 2015

De esta manera, la selección de Guinea Ecuatorial se encuentra en el mejor estado de forma en las últimas dos décadas gracias a esta racha de resultados, por lo que aspira a firmar la clasificación para la próxima Copa Africana de Naciones que se disputará en Camerún en el 2021. Así, en esta edición número 33, podía conseguir el hito por primera vez en su historia de alcanzar una clasificación tras imponerse en una liguilla de grupos e incluso mejorar el cuarto puesto obtenido hace cuatro años.

De hecho, todo este proceso de clasificación se podrá seguir en la casa de apuestas Betfair a partir del día 15 de noviembre, fecha señalada en el calendario ya que la Nzalang Nazional jugará el primer encuentro de clasificación del Grupo J. Por lo tanto, el conjunto dirigido por Daniel de Guindos buscará un triunfo con el que mantener sus opciones de clasificarse como primero o segundo de la liguilla, contando con la suerte de tener unos rivales asequibles para lograr este objetivo: Tanzania, Libia y Túnez (rival más complicado si prestamos atención a su historial de participaciones en competiciones internacionales).

El Mundial de 2022, un sueño muy difícil de conseguir para Guinea Ecuatorial


Catar en 2022. De hecho, todo apunta a que esta edición será una de las que más repercusión generará entre los amantes de este deporte, ya que se va a celebrar desde el 21 de noviembre hasta el 18 de diciembre en unos enclaves espectaculares que llevan años construyéndose y perfeccionándose, según ha recogido La Vanguardia en uno de sus artículos. Sin embargo, posiblemente se trate de una meta demasiado ambiciosa para un combinado nacional que está creciendo, pero que debe ir afianzando poco a poco su crecimiento.

Dejar un comentario

  • (not be published)