A las 12 del mediodía de hoy lunes, se presentaron unos tres vehículos a la gasolinera de Ge-Petrol, situada en la ciudad de Ebibeyin, con el fin de abastecerse de combustible. El señor que comandaba el grupo se dirigió al operario del surtidor con el fin de ser servido. El operario, José María Martínez, sin conocer la identidad de la persona que tenía en frente, le contestó que no quedaba combustible de venta al público. El señor entró en la oficina del surtidor y habló con el jefe de la estación para que le sirvieran, a lo que éste, que sí conocía al personaje, ordenó a Martínez que le suministrase el combustible de reserva que quedaba. Una vez cumplida la orden, los tres vehículos abandonaron el surtidor.

Horas más tarde, el personaje, que en realidad es el Director Adjunto de Seguridad de la Primera Dama, Constancia Mangue, al informarse de que José María Martínez es sobrino del Presidente legítimo de Unión Popular, Daniel Darío Martínez Ayecaba, se dirigió al domicilio de este con una caravana de entre 6 y 8 coches, dos de ellos policiales con varios efectivos armados, acompañados del comisario de Policía, un tal Crispín. Acto seguido, detuvieron al operario Martínez Ayecaba. Ante las protestas de los familiares que se encontraban en la casa, el Director Adjunto detuvo a cinco personas más: Víctor Martínez Ayecaba, Juan Pablo Matínez Ayecaba, Josefa Martínez Ayecaba (todos ellos hermanos de Daniel Darío), y a Jacinta Ayecaba Ngumu, madre de todos ellos. Solo han dejado en casa al propio Daniel Darío, que estaba presente en el momento del grave incidente.

En estos momentos, todos ellos se encuentran encerrados en la comisaría provincial de Policía de Ebibeyin, sin orden judicial alguno, solo por el capricho de una persona que, aprovechando que su jefa, la Primera Dama, está de vacaciones en Mongomo, ha decidido dar un paseo por la ciudad de Ebibeyin para divertirse con su amigos.

Recordar que, en los momentos de crisis de combustible, los surtidores guardan unas reservas que solo se despachan en los casos de emergencia (a vehículos oficiales, ambulancias, bomberos, etc.), y por eso el operario José María Martínez, cumpliendo con su deber, se negó a servir combustible a un individuo cuya identidad desconocía y que no presentaba ningún caso de emergencia oficial.

Fuente: Convergencia Para La Democracia Social CPDS

Diario Rombe
Si quieres compartir información sensible o enviar documentación para su investigación y posterior publicación, contacta con nosotros: Email: [email protected] Telf o Whatsapp: 0034 634 79 78 38

Dejar un comentario

  • (not be published)