Para los que no lo saben, el PDGE tenía convocada una manifestación en la que acudirían todos los estudiantes universitarios y de secundaria del país. Su objetivo sería demostrar una repulsa hacia las revueltas propiciadas por algunos jóvenes de la UNGE por el caso de la administración de las becas.

En menos de cuatro días, se volvió a anunciar que se suspendía dicha manifestación. Y a falta de unas horas para el día en que se convocó la manifestación, se anuncia una convocatoria “obligatoria”, que el presidente Obiang va a dirigir “sabias orientaciones” a los estudiante.

Bueno, hay antecedentes y no sería tan descabellado pensar que el presidente de la república quiere solucionar el problema de las becas, por la incompetencia de las personas que deberían hacerlo. Ya lo hizo en ocasiones, una de ellas fue cuando surgió el escándalo de las viviendas sociales, el presidente Obiang salió, para demostrar la incompetencia del ministro de obras públicas, y resolvió el tema apaciguando a la población.

En este caso, ha debido ver que una manifestación, podría empeorar la situación, y la mejor estrategia ha sido dirigirse a los estudiantes, para persuadirles “diplomáticamente”, lavarles el cerebro con presiones y juegos psicológicos. Y demostrarle de paso a “Lukito” que es lo que debió haber hecho desde un primer momento.

Hay una serie de acontecimientos que podrían demostrar que el presidente Obiang sabe lo que hace, y que tiene un plan para el caso de la UNGE; uno de estos acontecimientos es la suspensión de la manifestación, y otro, es que se ha liberado a la mayor parte de los estudiantes que estaban detenidos. Precisamente ahora.

Todo parece indicar que Obiang Nguema es consciente de que, para merecer la atención de los estudiantes, él también debe poner de su parte, cosa que “Lukito” no supo hacer, porque brilla a todas luces el hecho de que su incompetencia es la única razón por la que se ha llegado hasta este punto.

Sin embargo, a pesar de esta línea de pensamientos, los estudiantes no están seguros de acudir, juzgan los hechos desde la amargura que han sufrido con “Lukito”, y no se fían del hecho de que el lugar del encuentro se mantenga en secreto.

Pero por otro lado, podría ser una medida de seguridad adoptada para evitar sorpresas, ya que los encargados de gestionar el problema desde sus inicios, se habrán encargado de demonizar a los estudiantes ante el presidente, y por eso las medidas de seguridad.

Estaremos al tanto a ver lo que pasa, y aunque posiblemente se requisen los aparatos de teléfonos de los asistentes, seguro que no se les quitará la capacidad de retener para luego contar lo que han vivido.

Informa: La Viuda Ngomo

Si quieres compartir información sensible o enviar documentación para su investigación y posterior publicación, contacta con nosotros: Email: [email protected] Telf o Whatsapp: 0034 634 79 78 38

Dejar un comentario

  • (not be published)