Sin pudor, ni medias tintas… el Gobierno ecuatoguineano se frota las manos con el monopolio de la Covid -19. En Guinea Ecuatorial libertad la justa, por no haber, no hay ni libertad de asistir al centro médico de elección para ser tratado de la Covid – 19 o para elegir el centro donde el paciente se quiera hacer la prueba de la PCR, ni libertad para los viajeros extranjeros de hacer el confinamiento inservible de cinco (5) días en la ubicación que uno prefiera… 

Desde la publicación de la Orden Ministerial Núm. 2/2020, de fecha 28 de septiembre, el laboratorio de Salud Pública de Baney y sus laboratorios de extensión ubicados en el Centro de Transfusiones Sanguíneas de Bata y en el Policlínico Virgen de Guadalupe de Mongomo son los únicos reconocidos para la realización de las pruebas de Covid-19 en la República de Guinea Ecuatorial. Asimismo, queda terminantemente prohibido realizar prueba PCR, test rápido o cualquier otra prueba analítica de Covid-19 en los centros sanitarios no autorizados. 

El monopolio del mercado es para el Gobierno ecuatoguineano y los centros sanitarios de sus allegados. Hasta la fecha el ejecutivo central, no ha implementado ningún tipo de procedimiento administrativo que permita dar entrada en el mercado, a las clínicas privadas para la realización de las pruebas PCR.  

La última víctima de esta parafernalia, ha sido la Señora Engracia (RIP), conocida funcionaria incansable de la Notaría de la región Insular de Malabo, a día de hoy su familia, amigos, seres queridos, administrados y compañeros de trabajo, seguen llorando su pérdida. A ella no le quedó más remedio que acudir a uno de los centros públicos que monopolizan la realización de las pruebas PCR y tampoco le quedó más remedio que quedarse ingresada en el centro médico público, así como tampoco le quedó más remedio que fallecer en el interior del mismo, en el Hospital Loeri Comba, en circunstancias que mejor no relatar. 

Engracia (E.P.D)

El trágico final es conocido por todos. Ella ni quería, ni quiso en ningún momento, ser atendida en ese centro público, pero no le quedó más remedio.  

La Covid -19, no ha hecho más que servir de burda excusa al ejecutivo ecuatoguineano para restringir aún más si cabe los derechos y libertades fundamentales de los ciudadanos que residen en la República de Guinea Ecuatorial. Se han sacado de la manga una cuarentena obligatoria de cinco (5) días, para todos los viajeros que procedan del extranjero, éstos tienen que hospedarse de manera obligatoria en los hoteles de dudosa titularidad, escogidos por el Comité de lucha contra la Covid – 19, a precios más que cuestionables. Tal medida se regula en el Decreto 107/2020 de fecha 21 de diciembre, el cual fue prorrogado por un comunicado oficial del Gobierno de fecha 15 de enero de 2021 hasta el 15 de febrero del año en curso. 

Por otro lado, recientemente, el ejecutivo ecuatoguineano, ha tomado la generosa medida de disminuir el precio de la prueba PRC, para los ciudadanos ecuatoguineanos de 50.000 Fcfa a 5.000 Fcfa. Había muchas quejas por los elevados precios, y así ha sido dispuesto en la Orden núm.5/2021, que establece los nuevos precios de las pruebas PCR e IGM para los viajeros. 

Y no se olviden que en un acto más de cinismo y desmesurado postureo, el Ministerio de Comercio y de Promoción de las Pequeñas y Medianas Empresas, hizo pública una convocatoria de crédito para las pequeñas y medianas empresas afectadas por la Covid – 19 el año pasado, y hasta la fecha no hay resolución alguna… Las empresas siguen esperando la tan necesaria dotación económica … 

Medidas incongruentes, todas ellas adoptadas por personas incongruentes. Los ciudadanos ecuatoguineanos están muy asustados, y hay quienes prefieren quedarse en su domicilio, antes que acudir a un centro médico público para ser “desatendidos”. Asimismo, los ciudadanos ecuatoguineanos, nos narran que hay muchos centros médicos privados, capaces de prestar asistencia sanitaria de calidad para tratar a los pacientes afectados por la Covid -19, pero también afirman que tales centros no quieren tener problemas con el Ministerio de Sanidad y “Malestar” Social, de ahí que los pacientes con sospechan de Covid – 19, estén siendo derivados de manera inmediata a los hospitales públicos. 

Es un hecho, que la masificación de la realización de las pruebas PCR en contados centros médicos públicos y la aglomeración del gentío tanto en el interior como en las inmediaciones de los mismos, no hace otra cosa, sino que ralentizar la intervención rápida y necesaria para frenar la sintomatología del virus, y propagar el virus entre la ciudadanía, pero desde el Ministerio de Sanidad y “Malestar” Social, son incapaces de hacer esa reflexión, el argumento, no se entiende… 

Diario Rombe
Si quieres compartir información sensible o enviar documentación para su investigación y posterior publicación, contacta con nosotros: Email: info@diariorombe.es Telf o Whatsapp: 0034 634 79 78 38

Dejar un comentario

  • (not be published)