Eran las 21 horas en punto, cuando los vecinos comenzaron a escuchas disparos, algunos curiosos, supusieron que se trataba de petardos, pero para su sorpresa, se trataba de disparos de pistolas auténticas.

El autor se hace llamar Richy Black Rasta y no es agente de seguridad ni defensa, es un simple joven como otros que se conocen, consumidor de drogas y alcohol. Se hizo con el control de la carretera principal de Campo Yaunde, aunque lo que no pudo ni supo controlar fue el propio arma que portaba, disparando por error a dos personas.

Una mujer en la pierna y a otro joven de nombre Dito en el vientre. Un dato curioso es que cuando por fin comenzaron a aparecer policías en la carretera, en vez de socorrer al chico herido, llevándolo a un hospital, lo detuvieron, levándolo a la comisaría, casi con los ojos cerrados, desangrándose y su madre y sus hermanos llorando con impotencia y dolor.

La sorpresa de los vecinos fue que durante los más de 15 minutos que duraron los disparos, que se registraban a menos de 30 metros de la comisaría local del barrio, no apareció ningún agente para intervenir. Se escondieron con sus armas, al igual que los vecinos desarmados.

Después de calmarse el ambiente, 20 minutos después, comenzaron a circular los vehículos de la seguridad ciudadana, alumbrando con linternas en las caras de los vecinos, que ya estaban aglomerados en la carretera, lamentando la situación de inseguridad a la que están expuestos.

Si quieren sigan llamándonos enemigos externos, pero el enemigo es interno y está ahí en Guinea, es interno y tiene su origen en la inoperatividad de las autoridades que coloca Obiang en los puestos de responsabilidad. El ministerio de seguridad está más pendiente de firmar tratados con otros países, está más pendiente de exigir documentación a los extranjeros, pero esta pistola que hasta ahora sigue en manos de este delincuente, es el fiel reflejo de que este país ya está desgobernado.

Deberías, si es posible, analizar estas municiones, para rastrear el arma. Que sepamos, en Guinea los únicos que pueden portar armas son los agentes, puesto que esta pistola, debe ser propiedad de alguno de ellos. Deberían destituir a todo el personal de la comisaría de ese barrio por cobardes.

Diario Rombe
En coherencia con nuestro compromiso con la verdad y el derecho a la información apelamos a la participación ciudadana para que nos hagan llegar sus historias documentadas sobre sus experiencias como ecuatoguineanos bajo el longevo mandato del clan Obiang. Nuestro compromiso es escucharlas, investigarlas, curarlas y publicarlas para cerrar el círculo de la libertad de prensa del que está privado nuestro país. Email: [email protected] Signal/Telegram/ Whatsapp: 0034 634 79 78 38

Dejar un comentario

  • (not be published)