“Entregarnos a nuestro Padre” Este es el lema escrito en las camisetas de los hijos de Roberto Berardi que encadenados frente a la Embajada de Guinea Ecuatorial en Bruselas. Según publica latinaquotidiano.it, está mañana se han manifestado pacíficamente los hijos del preso personal de Teodoro Nguema Obiang Mangue Vicepresidente Segundo Encargado de la Defensa y Seguridad del Estado.roberto_berardi_figli-476x350

Roberto Berardi, nacido el 05/01/1965, empresario italiano, se encuentra recluido en la cárcel pública de Bata, Guinea Ecuatorial, desde el 18/01/2013. Fue condenado a 2 años y 4 meses de prisión el 16/07/2013.

Se le reconoció como “autor y responsable criminal de apropiación indebida” de bienes pertenecientes a su socio Teodoro Nguema Obiang Mangue, hijo del Presidente Obiang y Vicepresidente Segundo de Guinea Ecuatorial. Desde diciembre 2013, está en régimen de aislamiento total. No se le autorizan visitas. Sufre tortura y denegación de atención médica.

Berardi se asoció con el hijo del presidente de Guinea Ecuatorial para asegurarse prosperidad en los negocios. Esto le convirtió en el conocedor de algunos de los trapicheos y tejemanejes de éste, que en ningún momento deberían salir a la luz.

11248067_10153386598683050_8677348609647788596_n

Berardi se convirtió en un testigo molesto e indeseable. Y cuando empezó a hacer preguntas sobre movimientos anormales de fondos, se volvió peligroso para el régimen que gobierna Guinea Ecuatorial. Y para que no tuviera la tentación de ir contando por ahí todo lo que sabía, se decidió que lo mejor para él era la cárcel. Berardi es, pues, un preso personal de Teodoro Nguema Obiang. Uno más.

Diario Rombe
En coherencia con nuestro compromiso con la verdad y el derecho a la información apelamos a la participación ciudadana para que nos hagan llegar sus historias documentadas sobre sus experiencias como ecuatoguineanos bajo el longevo mandato del clan Obiang. Nuestro compromiso es escucharlas, investigarlas, curarlas y publicarlas para cerrar el círculo de la libertad de prensa del que está privado nuestro país. Email: [email protected] Signal/Telegram/ Whatsapp: 0034 634 79 78 38

4 Comentarios to: Los hijos de Roberto Berardi piden al Gobierno de Guinea “entregarnos a nuestro Padre”

  1. Roberto Fernando

    junio 19, 2015

    Si,Teodoro es un cobarde.El matar su tio,so como el es pzra brujeria en su pais

    Responder
  2. ¿POR QUÉ?

    junio 19, 2015

    Mi por qué es para el articulista, que como siempre demuestra la puntual imparcialidad cuando se tratar temas de Guinea Ecuatorial o de un país africano; y sobre todo si el sujeto es un personalidad reconocida del país.

    Creo que los hijos del señor Berardi han hecho una manifestación como hijos que son, es normal este tipo de actos y si son hijos hay que comprenderles.

    Pero NO MANIPULAR este acto a nuestro antojo como siempre. NO. La gente ya no es tan ignorante de cree este tipo de fábulas solo porque lo he puesto yo en la red y punto. En ninguna parte ni tanto menos en Guinea Ecuatorial se le puede condenar y recluir a alguien por 2 años y 4 mese siendo que no haya cometido ningún reato. Seamos serios un poquitín.

    Guinea Ecuatorial es un estado de derecho, se quiera reconocer o no, no importa. Los hechos lo dicen y lo justifican. Lo que habría sido necesario es si este articulista hubiera explicado también, aunque un poquitín, las reales razones de la reclusión de ese sujeto Berardi. Claro, no lo dirá ni lo hará nunca, porque es un blanco, un italiano, un europeo, un comunitario, un SANTO. No puede ni debe ser retenido. No se le puede acusar de nada. No es capaz de hacer daño ni a una mosca. “Lo sabemos”.

    Pero lo que no sabemos es: ¿por qué un SANTO debe ser condenado y recluido por 2 años y 4 meses?. ¿Guinea Ecuatorial es un estado independiente y con derecho y jurisdicción propia?. Al parecer no hay que hacer este tipo de preguntas, porque YA LO SABEMOS: en Guinea Ecuatorial somos negros, luego no podemos ni debemos encarcelar a un SANTO BLANCO, y sobre todo si es un inocuo europeo.

    No se LE puede encarcelar porque “es conocedor de algunos de los trapicheos y tejemaneje” de un NEGRO AFRICANO CORRUPTO.

    Señor articulista, sepa usted algo elemental: en Guinea Ecuatorial no solo nos reconocemos NEGROS y AFRICANOS, y muy orgullosos nos sentimos por esta realidad que Dios nos ha dado; también sabemos que no existen estos supuestos santos por ser blancos, italianos o europeos. ¿POR QUÉ?.

    En Guinea Ecuatorial, si alguien comete un reato, sea blanco o mestizo, y si es culpable debe pagar según la sentencia que se le ponga, sea blanco o el más santo que se crea ser.

    Y con los debidos respetos al señor y a sus hijos.

    Responder
    • kal

      junio 20, 2015

      De una cosa no estoy deacuerdo con usted, señor POR QUE?, en Guinea Ecuatorial no se encarcela al que falta a la ley. De ser asi ese NEGRO AFRICANO CORRUPTO del que hablas seria el primero de la lista de reclusos, junto con sus hermanos y colaboradores. Eso lo dice otro NEGRO AFRICANO y GUINEANO. Todos los empresarios que vienen a Guinea se asocian a esos corruptos para asi tener la inmunidad necesaria para abusar de los derchos del trabajador y del ciudadano. Lo que muchos no suelen pensar es que terminarian quemandose por jugar con fuego. El diablo tiene amigos y asociados pero su tridente no.
      Asi que guardese ese patriotismo de ‘helado de vainilla’, que todos sabemos de que va esto.

      Responder
    • OTRO BUBI QUE ESCRIBE FUMADO

      junio 21, 2015

      Señor o Señora ¿POR QUÉ?:
      Usted afirma lo siguiente: …” En Guinea Ecuatorial, si alguien comete un reato, sea blanco o mestizo, y si es culpable debe pagar según la sentencia que se le ponga, sea blanco o el más santo que se crea ser.”
      Yo, particularmente, -el OTRO BUBI QUE ESCRIBE FUMADO-, me lo creeré el día que la justicia de Guinea Ecuatorial siente en el banquillo de los acusados a los asesinos de IRENE NGOMO MATALA
      ……………………………………………………………………………………………………………..
      ¡¡¡VIVA PDGE!!! ¡¡¡VIVA OBIANG NGUEMA MBASOGO!!!

      Responder

Dejar un comentario

  • (not be published)