Las sentencias judiciales, al menos las dictadas por juzgados y tribunales españoles, se caracterizan por su redacción en lenguaje estrictamente jurídico, y con fundamentación de hechos en textos legales y jurisprudencia de aplicación en la materia.

Sin título

Si no es mucho pedir, el texto de la sentencia que se inserta a continuación está redactado en un español vulgar, propio de los hispanoparlantes de los mercados públicos de Malabo y Bata, donde las figuras jurídicas relevantes adquieren denominaciones no propias de juristas, sino de traficantes de drogas.

Dicen que es la forma de hablar el español del abogado maquiavélico beneficiario de la sentencia, cuyo objetivo no es más que acumular sumas dinerarias multimillonarias, ganadas a base de estafar a empresas de su postulación y contrarias. Se dice que el círculo de sus actividades se va cerrando, porque el país donde opera necesita juristas bien formados.

Se dice también que desde que abandonó las aulas universitarias hace más de veinte años, no se ha sentado en pupitre o sillón alguno para asimilar o seguir seminarios relacionados con la profesión de abogado que ejerce sin ciencia ni conciencia ¿No se trata acaso de un pobre mental a quien se ha ordenado: “tú mismo que conoces del tema redacta la sentencia y tráenosla a la firma?

Ya es hora para que Guinea Ecuatorial tenga carrera judicial propia, y no juzgadores nombrados de manera dedocrática.

Diario Rombe
En coherencia con nuestro compromiso con la verdad y el derecho a la información apelamos a la participación ciudadana para que nos hagan llegar sus historias documentadas sobre sus experiencias como ecuatoguineanos bajo el longevo mandato del clan Obiang. Nuestro compromiso es escucharlas, investigarlas, curarlas y publicarlas para cerrar el círculo de la libertad de prensa del que está privado nuestro país. Email: [email protected] Signal/Telegram/ Whatsapp: 0034 634 79 78 38

Un Comentario to: SENTENCIA SIN LÉXICO JURÍDICO NI JURISPRUDENCIA A FAVOR DEL ABOGADO MAQUIAVÉLICO

  1. ramiro

    septiembre 4, 2014

    Una buena parte de los “abogados” que ejercen en Guinea no tienen la Licenciatura en Derecho, superada en una Universidad homologada, u “ostentan” títulos falsos o falsificados…
    Estos datos ya son conocidos por el Ministerio de Educación y Ciencia de España y el Consejo General de la Abogacía Española, que van a mirar con lupa el expediente de cualquier falso abogado guineano que pretenda ejercer en España.
    Desgraciadamente, y como siempre sucede, es posible que acaben pagando justos por pecadores…
    De cualquier forma, un país que es una dictadura, de facto, no tiene ningún interés en que haya un Estado de Derecho, separación de poderes, un Poder Judicial auténtico y abogados de verdad. Esa es la realidad.

    Responder

Dejar un comentario

  • (not be published)